Marzo 2019 Boletín - “Todas Las Cosas Para Todos Los Hombres” - Por The Harvesters (Los Cosechadores)

Mar2019, Harvesters-All Things to All Men Spanish.png

La Biblia nos proporciona algunos ejemplos fascinantes de evangelismo. Yeshua sanó a los enfermos y compartió comidas con los pecadores, pero también corrigió a los líderes religiosos en sus propias sinagogas. Hizo un milagro para alimentar a una gran multitud de personas y luego les habló parabólicamente, sabiendo que todos se irían, sin entender la enseñanza. Lo que podemos sacar de éstos pocos casos es que el evangelismo toma muchas formas, dependiendo de la situación. El apóstol Pablo dijo: "Soy hecho para todos [los hombres], para que pueda salvar a algunos". ¡Qué hermoso vistazo a la mentalidad que debemos poseer para ser eficaces en nuestro ministerio! El médico debe variar el tratamiento de acuerdo con las necesidades particulares del paciente. Echemos un vistazo a algunos casos curados por el médico experto.

1 Corintios 9:19-22 nos dice, esencialmente, que Pablo alcanzaría a las personas en su nivel de comprensión. Para los judíos, se "hizo judío" cuando circuncidó a Timoteo. Éste fué el mismo apóstol que dijo: "si está circuncidado, Cristo no le beneficiará de nada". También hubo una ocasión particular (Hechos 21) en la que se afeitó la cabeza y se purificó a sí mismo de acuerdo con lo preescrito en la ley de la letra. Nuevamente, recuerde que éste es el hombre que reprendió a Pedro por haberse alejado de lo que el Señor le había mostrado al pie de la letra por temor a los judíos. Debemos percibir la vasta sabiduría que Dios mostró a través de las acciones de Pablo. En primer lugar, Pedro había llegado a un nivel de revelación por el que ahora era responsable ante Dios. Pablo pudo ver que su motivación para separarse de los gentiles en presencia de los judíos fué el temor al hombre, en lugar de a Dios. Pablo tuvo que tratar a los judíos de manera diferente debido a su comprensión espiritual inmadura. La Torá era lo que sabían que era la revelación de la Verdad de Dios dada al mundo. Tuvo que bajar a su nivel y mostrarles que estaba de acuerdo con esa Verdad, aunque sabía que debía interpretarse espiritualmente. Ésto desarmó cualquier objeción inicial a su doctrina y las acusaciones de que el Apóstol era un hombre sin ley. Además, ésto fué un testimonio a los gentiles de que la Ley de Moisés todavía era importante.

Pablo fué el apóstol enviado a los gentiles y compartió con nosotros su actitud general y metodología aquí en 1 Corintios 9:21:

Para aquellos que no tienen ley (externa), me convertí en uno sin ley, no es que esté sin la ley de Dios y sin ley hacia Él, sino que estoy [especialmente guardado] y comprometido con la ley de Cristo, para poder ganar a aquellos que están sin ley.

Un ejemplo de éste ministerio se puede ver en Hechos 17. Al ser cuestionado por los Atenienses, él usó su propia adoración de "El Dios desconocido" como plataforma para lanzar su discurso sobre Yeshua, el Dios que aún no conocían. Pablo estaba siendo acusado de predicar a otro Dios (lo que él era), sin embargo, optó por usar algo que les era familiar para llevarlos a profundizar más.

El breve artículo de éste mes presenta un desafío para el lector: tómese un tiempo para aprender sobre lo que otras personas creen y busque al Padre específicamente para obtener sabiduría sobre cómo alcanzar a esas personas con esas creencias. Es hora de que todos nosotros, como Cuerpo, nos convirtamos en todo para todos los hombres. Los médicos adecuados no sólo deben comprender los componentes de un cuerpo sano, sino que también debemos saber y reconocer cómo funciona la enfermedad para tratarla. La Iglesia Primitiva fué educada por expertos en filosofía y en otras religiones con el propósito de convertir las almas a la Verdad. Hay sabiduría que el Padre quiere entregar a cada uno de nosotros para alcanzar la cosecha. ¡Que todos dejemos atrás la mentalidad glotona que sólo se preocupa por estudiar para nuestra propia salvación! Haga su prioridad de buscar al Padre por lo que las otras almas perdidas y moribundas necesitan, y confíen en Él para que cuide de las suyas. ¡Aquí hay una última perla para que la recuerde cuando usted cumpla la ley espiritual y vea la bendición que el Padre derrama!

1 Juan 5:14-16
Ésta es la confianza que tenemos en Él, que si pedimos alguna cosa conforme a Su voluntad, Él nos oye. Y si sabemos que Él nos oye en cualquiera cosa que pidamos, sabemos que tenemos las peticiones que le hayamos hecho (Ésta es Su voluntad). Si alguno ve a su hermano cometer pecado (falsa doctrina) que no sea de muerte, pedirá, y Dios le dará vida (revelación); esto es para los que cometen pecado que no sea de muerte. Hay pecado de muerte, por el cual yo no digo que se pida.

Shalom,
The Harvesters

EspañolADMIN